Cable de detección de incendios

Detector Lineal de Incendios para túneles y galerías.

Los sistemas de detección de incendios tal y como se emplean en edificios, o son inadecuados para su utilización en túneles por su principio de funcionamiento (detectores iónicos u optoelectrónicos de humos), o requieren un mantenimiento excesivo (detectores termovelocimétricos) por el ambiente (humedad, hollín, polvo, etc.) hostil a este tipo de equipos que existe en los túneles. Se trata además de detectores que cubren un área muy pequeña por lo que se requiere un número elevado de aparatos para cubrir un túnel a todo lo largo y ancho, con los costes elevadísimos que esto supone.

El detector lineal de incendios ORLINE 2L ofrece condiciones óptimas para este tipo de aplicaciones. Se trata de un cable con un aislamiento termosensible que, al alcanzar una temperatura de 65/70ºC pone en cortocircuito los conductores entre si, efecto éste que se emplea para provocar la alarma de incendios.

Midiendo la resistencia de línea hasta el punto en cortocircuito o subdividiendo la instalación en sectores, se determina el lugar del incendio en el túnel.

La circulación de una corriente mínima permite un autochequeo del sistema, asegurándose con ello la perfecta disponibilidad de la detección para actuar en cualquier momento. Puesto que se trata de un cable soportado o cerca del techo mediante unas grapas, no le afectan ni la humedad ni el hollín o la suciedad.

El detector lineal de incendios ORLINE 2L queda conectado por medio de un controlador CADE-8 directamente a los periféricos inteligentes con lo cual la señal de alarma de incendio se integra en el sistema de control. Por ello, y suponiendo una temperatura de sólo 80/100ºC, la alarma se produce y se reconoce en el ordenador central en pocos segundos.

detectorincendios

CONTROLADOR DE INCENDIOS TIPO CADE-8

El detector lineal de incendios ORLINE 2L se coloca mediante grapas o soportes en el techo, en la parte alta de la bóveda del túnel. Existe una versión con cable fiador especialmente indicada para túneles en "roca viva", es decir sin hormigonar. El cable fiador se ancla sobre puntos de amarre distanciados 35/40 m.

EIA 485 2 hilos (twisted pair).

El otro extremo del cable ORLINE 2L está conectado mediante un cable bipolar al controlador de línea CADE-8. Dicho controlador vigila la disponibilidad funcional del sistema de detección avisando de cualquier anomalía (p. ej. rotura del detector lineal). Si se produce un incendio en la zona de detección con la consiguiente aparición de un cortocircuito en la línea, el controlador lo señaliza como ALARMA DE INCENDIO, señalando la zona en la cual ha sido detectado el incendio.

VENTAJAS CLAVE

  • Sistema idóneo para túneles, tanto técnica como económicamente.
  • Rapidez de respuesta ante el evento fuego.
  • Fácil instalación y puesta en marcha.
  • Fácil mantenimiento.
  • Insensible a la suciedad.

SOLICITUD DE INFORMACIÓN/OFERTA



De acuerdo con la Ley 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD), los datos personales suministrados por usted serán enviados por correo electrónico al personal de ORTRAT para poder prestar adecuadamente el servicio solicitado. Sus datos personales se recogerán a través del presente formulario. En ningún caso los datos serán cedidos a terceros. En cumplimiento de lo establecido en la LOPD, el Usuario podrá ejercer sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición poniéndose en contacto con ORTRAT.